Posteado por: zco1999 | 15 diciembre 2014

Ocean Gravity de Guillaume Néry y Julie Gautier

Hoy os dejamos el sorprendenta cortometraje subacuático de Guillaume Néry y Julie Gautier “Ocean Gravity”. Disfrutadlo:

lagrima-farasEste nuevo y lamentable capítulo de las actividades que la actual junta directiva de la FARAS está llevando a cabo para acabar con el buceo autónomo federado en Aragón se inicia con la publicación de la ORDEN DE 15 de octubre de 2014, de la Consejera de Educación, Universidad, Cultura y Deporte, por la que se conceden subvenciones para las federaciones deportivas aragonesas durante el año 2014 (DEP 2/2014).

En ella se informa de que la Federación Aragonesa de Actividades Subacuáticas, nuestra FARAS, por primera vez en su historia no recibe subvención deportiva debido a lo siguiente (Figura 1):

-No se presenta la siguiente documentación obligatoria (apartado séptimo de la Orden de Convocatoria):
1. Acta de la Asamblea General ordinaria de 2014 en la que conste la exposición y aprobación:
a) De la Cuenta de Pérdidas y Ganancias, del balance económico y de la memoria deportiva del año anterior al de la presente orden de convocatoria.
b) Del calendario de actividades oficiales y del presupuesto del año de la presente orden de convocatoria.
En caso de no ser posible, Acta de la Asamblea General extraordinaria convocada a tal efecto con carácter previo a la solicitud de la subvención.
2. Cuenta de Pérdidas y Ganancias, Balance Económico y Memoria Deportiva del año anterior al de la presente convocatoria.
3. Calendario de actividades oficiales y presupuesto económico del año de la presente convocatoria.

Anexo 3

Figura 1. Anexo III del mencionado BOA.

Ninguno de los documentos aludidos podían haberse presentado porque desde el 20 de mayo de 2013, el presidente de la FARAS, D. Javier Asín, no había vuelto a convocar una asamblea ordinaria para informar del estado de cuentas y de su gestión a los clubes y asambleistas. A partir de aquella asamblea, en ZCO luchamos por conseguir información veraz sobre la cobertura del seguro federativo (cf.,  “Cómo acabar con el buceo federado aragonés” y “La estrategia de desinformación de la FARAS con los clubes federados aragoneses“) debido a las irregularidades que la junta directiva de la FARAS había cometido en los meses anteriores, y que quedaron patentes en dicha asamblea. Por ello, nuestro club, en la figura de su presidente, Alfonso Pardo, fue amenazado públicamente en el blog de la FARAS con un expediente disciplinario:

“[…] ante la gravedad de las manifestaciones realizadas públicamente en su blog por parte de ’Zaragoza Club Odisea’, representado por su presidente, constitutivas claramente de un serio perjuicio tanto para esta federación como para sus deportistas, y en consecuencia, para las actividades subacuáticas en nuestra comunidad, esta Junta Directiva, tras reunirse con carácter de urgencia para analizar en detalle tal situación, ha tomado la decisión, en el ejercicio que le corresponde de velar por el buen orden y el desarrollo de nuestro deporte, así como la inherente potestad disciplinaria para restaurarlo en caso de ser necesario, de abrir expediente disciplinario a la Asociación Deportiva ’Zaragoza Club Odisea, 1999, C.D.E.’, en la persona de su presidente y máximo responsable Don Alfonso Pardo Juez.
Dicho expediente será puesto en conocimiento a todos los efectos tanto de la Federación Española de Actividades Subacuáticas como de la Dirección General del Deporte del Gobierno de Aragón.”

Ahora, más de un año después, y trás la pérdida de la subvención de la DGA que se calcula en torno a los 9 000 €, y que tradicionalmente servía para el pago del alquiler del foso de buceo, un nuevo incidente en el foso de buceo ha desencadenado una serie de acontecimientos que  muestran sin ambigüedad el estilo de gobierno del tándem Asín-Terradas.

A continuación se resumen los hechos tal y como ha narrado el secretario del club ZCO en escritos al Consejero de Deportes de la DGA, a la FARAS y a la FEDAS:

1) Antecedentes: incidente en el foso de buceo del Cuartel de Bomberos

- Al menos durante los días 11, 13 y 14 de noviembre de 2104 la socorrista Rebeca Terradas ha abandonado su puesto de trabajo durante la mayor parte de su horario de trabajo en el foso de buceo de bomberos (horario de trabajo de 20 a 22h) para sumergirse con equipo de buceo autónomo en el foso de buceo, unas veces en compañía de su padre y secretario de la FARAS, Fernando Terradas, y otras en solitario, al parecer para realizar prácticas del referido curso de instructor de buceo. Son testimonio de los hechos personal del club Leviatán que se encontraban estos días desarrollando un curso de buceo en el foso de buceo del parque de Bomberos, donde la FARAS tiene contratadas horas de piscina. De dichas anomalías fueron testigos el instructor de buceo José Luis Rodríguez Caramazana (presidente del club Leviatán), y sus alumnos de un curso de buceo David García Bolaños y Rubén Arroyo, ambos guardias civiles (Figura 2).

Figura 2. Carta de José Luis Rodríguez, presidente del club Leviatán, relatando los hechos reseñados en el texto.

Figura 1. Carta del presidente del club Leviatán.

- Que el buceo con escafandra autónoma en solitario, o sin la presencia de un instructor de buceo responsable, actividad que realizó Rebeca Terradas, supone una clara violación de las normas de uso del foso de buceo por parte del personal de la FEDAS, y que es de absoluto conocimiento de Rebeca Terradas, pues es ella quien se encarga de velar por su cumplimiento en su función de socorrista contratada por la FARAS.

-Que el club CADAS al que pertenece Rebeca Terradas, y cuyo presidente es Fernando Terradas (padre de la anterior), no había solicitado el uso del foso de buceo para la actividad subacuática que estaba realizando Rebeca, como es preceptivo en la FARAS según su normativa de uso, tal y como informó la secretaria de la FARAS, Gloria García, al ser preguntada al respecto por el presidente del club Leviatán, Sr. Rodríguez Caramazana (Figura 2).

- El sábado 22 de noviembre de 2014 el presidente del club Leviatán, informó de los hechos anteriormente descritos a los presidentes de Atlantes, Aragón Buceo y ZCO, y manifiesta su preocupación por la seguridad en el foso de buceo de bomberos.

- El presidente de Aragón Buceo, Carlos Pueyo, solicitó al presidente de ZCO, Alfonso Pardo, que le acompañase en calidad de testigo al foso de buceo para comprobar in situ y de primera mano la situación de la vigilancia por parte de la socorrista en el horario de uso de la FARAS (en el caso de los sábados es de 11h a 14h).

- A su llegada al foso de buceo de bomberos (alrededor de las 13:10 h) ambos presidentes de los citados clubes encontraron a una mujer sustituyendo a la socorrista contratada por la FARAS (Rebeca Terradas). La sustituta parece ser que se encontraba de manera irregular sin mediar contrato laboral con la FARAS, a tenor de lo que esta misma persona reconoció al indicar a las preguntas de Carlos Pueyo “Tengo título de socorrista” y “Supongo que la FARAS habrá arreglado ese asunto” a la pregunta de si tenía contrato de trabajo, a lo que añadió “Si tiene alguna duda pregúntele a Rebeca que está en la ducha” [las citas no son textuales, pues son de memoria].

- La socorrista suplente rehusó a dar su nombre y apellidos después de que Carlos Pueyo se identificase y le informase que era presidente del club Aragón Buceo y asambleísta de la FARAS. Confirmó, no obstante que Rebeca Terradas estaba participando como alumna en el curso de Instructor de buceo impartido por la Escuela Aragonesa de Buceo Autónomo Deportivo (EABAD) en esta misma dependencia y que dirigía el instructor de buceo de la FARAS Iván Granado Cubero.

- Cuando Rebeca Terradas bajó de la ducha y se acercó al lugar donde se encontraban la sustituta y ambos presidentes de club dijo de malas maneras que ella o su sustituta no tenían que dar explicaciones, a pesar de que Carlos Pueyo se identificó nuevamente con nombre y apellidos en calidad de presidente de club y asambleísta, alegando que “tú no me pagas a mí el sueldo” [la cita no es textual].

- También se aproximó Miguel Ángel “Mikel” Orue, director de la EABAD y añadió que “Vosotras no tenéis que dar información alguna a esta gente” [la cita no es textual].

- Ante estas respuestas Carlos Pueyo manifestó que simplemente quería averiguar la situación contractual de la persona suplente y que si no se la querían aclarar tendría que averiguarlo de otro modo, a lo que Rebeca Terradas replicó “ven con quien te dé la gana” [la cita no es textual].

- Ambos presidentes salieron del recinto del foso de buceo. Carlos Pueyo telefoneó a la Policía Nacional para explicar el problema y preguntar si podía personarse una patrulla para identificar a la persona suplente y tomar declaraciones. La Policía Nacional confirmó el envío de un coche patrulla.

- En el tiempo de espera a la llegada de la policía nacional, la socorrista suplente abandonó el recinto de la piscina en un SEAT IBIZA matrícula XXXXX antes de la finalización de su jornada de trabajo a las 14 h.

- Cuando se personó el coche patrulla, y tras informar Carlos Pueyo a los agentes de lo sucedido, Alfonso Pardo manifestó que estando los agentes policiales su presencia como testigo de los acontecimientos era innecesaria y abandonó el lugar.

2) Irregularidades cometidas

- Esta situación de sustitución aparentemente irregular de la socorrista que se ha venido dando de forma habitual durante toda la duración del citado curso de instructor, supondría un incumplimiento grave de las obligaciones laborales y de Seguridad Social de la FARAS, y según consulta realizada en la Inspección de Trabajo, y constituye una infracción muy grave con sanción económica de 10.000 euros en el caso de que la sustituta fuera desempleada, además de la correspondiente subsanación del incumplimiento laboral.

- El que el instructor de la FARAS Iván Granado Cubero, director del curso de instructores de buceo que se estaba impartiendo, y en el que participaba la socorrista Rebeca Terradas, consintiese la realización de prácticas de agua conociendo -de confirmarse- la situación irregular de la socorrista suplente, lo que ponía en peligro la seguridad de los participantes en dicha actividad, supondría una grave infracción merecedora de facto de un expediente disciplinario por parte de la FARAS, de acuerdo a los artículos 46 a 49 de los estatutos de la FARAS, en concreto “ el Comité Técnico de la Escuela Regional de Buceo Autónomo, en tanto en cuanto las actividades de su competencia implican cierto riesgo, especialmente durante los periodos de formación”,

- Además, el director de la EABAD, Miguel Ángel “Mikel” Orue, que estaba presente en dicho curso en calidad de instructor docente y que era en última instancia el responsable final de la calidad y seguridad del curso en cuestión, no solamente no impuso su autoridad para velar por la seguridad de los cursillistas, sino que animó con sus palabras a la socorrista Rebeca Terradas a crispar una situación en la que tan sólo se pretendía salvaguardar las medidas de seguridad y la legalidad laboral en el entorno de la FARAS, de los clubes de buceo y buceadores federados. Dicha actitud desafiante y su presunta dejación en sus funciones de director de la EABAD, constituirían así mismo una infracción de suma gravedad, incrementada por el hecho de tratarse de un miembro de la junta directiva de la FARAS, y el máximo responsable en velar por la seguridad de los cursos de formación que se imparten en la federación, y es por tanto acreedor de la incoación de un expediente disciplinario por parte de la FARAS.

- El secretario de la FARAS, Fernando Terradas, también debería ser objeto de un expediente disciplinario de confirmarse la contratación irregular de la socorrista suplente, puesto que de acuerdo al artículo 38 de los estatutos de la FARAS, entre sus cometidos están:

“[…] c) Dirigir y organizar la oficina, ostentando la Jefatura del personal.

  1. d) Emitir los informes que se soliciten. […]”

Por lo que era su responsabilidad haber efectuado una contratación conforme a la legislación laboral vigente para la sustitución temporal de la socorrista habitual, a la sazón su propia hija, e informar de dichos cambios a los clubes de la federación.

Fernando Terradas (izquierda) secretario de la FARAS con algunos de sus alumnos de los cursos que habitualmente imparte en el foso de buceo de bomberos en el horario de uso de la FARAS.

Fernando Terradas (izquierda), secretario de la FARAS, y Rebeca Terradas (dcha,) con algunos de los alumnos de los cursos que habitualmente imparten en el foso de buceo de bomberos en el horario de uso de la FARAS. Fuente: Blog FARAS.

- Que el último responsable de toda esta irregular situación es el presidente de la FARAS, Javier Asín, que ha permitido una situación de desinformación, sustitución laboral aparentemente irregular, y de endogamia de facto en la federación, en la que el Fernando Terradas es secretario de la federación y responsable del foso de buceo además de presidente del club CADAS, su hija Rebeca es la socorrista y que -al parecer- tiene carta blanca para desatender sus obligaciones laborales, y favorecer sistemáticamente a los federados del CADAS y ningunear a los de otros clubes, mientras que Fernando Terradas (hijo) es el vocal de Natación con aletas, la única vocalía que tiene actividad a día de hoy en la federación.

Rebeca y Fernando Terradas (Jr) con alumnos del club CADAS que entrenan en el foso de buceo en horario de la FARAS. Fuente: Blog FARAS

Rebeca y Fernando Terradas Jr. (con camisetas azul marino a la izquierda y derecha de la imagen)  con alumnos del club CADAS que entrenan en el foso de buceo en horario de la FARAS. Fuente: Blog FARAS.

3) Sobre la incoación de expediente disciplinario a Alfonso Pardo por parte de la FARAS

- El día 1 de diciembre de 2014, tras la revisión de documentación para la preparación de la asamblea, el presidente de la FARAS entrego a los presidentes de los clubes Aragón Buceo y ZCO cartas en las que se les comunicaba a cada uno de ellos la incoación de expedientes disciplinarios por los sucesos acontecidos el día 22 de noviembre en el foso de buceo de bomberos.

- De acuerdo a las cartas presentadas a Carlos Pueyo y Alfonso Pardo por el presidente de la FARAS, el expediente disciplinario estaba motivado por un supuesto informe presentado por el instructor Iván Granado Cubero, pero en dichas cartas se cometían una serie de irregularidades:

  • No se adjuntaba copia de dicho informe ni se describían cuáles eran los hechos concretos que cada uno de los presidentes habían cometido,
  • no se razonaban cuáles eran los indicios de que dichas acciones fuesen constitutivas de infracción sancionable de acuerdo a los articulos46 a 49 de los estatutos de la FARAS,
  • no se identificaba a los miembros del Comité Técnico que había propuesto la incoación de ambos expedientes disciplinarios,
  • Se explicitaba que como medida cautelar provisional acordada por la junta directiva, y no por comité disciplinario alguno, se suspendía de forma cautelar y provisional sine die la licencia federativa de Carlos Pueyo y Alfonso Pardo, lo cual supone en sí mismo una vulneración flagrante de los derechos federativos de ambos, en una clara vulneración del derecho fundamental de presunción de inocencia y el derecho de recurso y defensa,
  • No se ofrecía procedimiento de alegación o reclamación alguna a ningún órgano federado competente.

- Que tal y como se ha relatado con anterioridad, durante los hechos que presenció el presidente de ZCO, Alfonso Pardo Juez, Iván Granado Cubero no estuvo presente (es cierto que estaba en el recinto del foso de buceo pero a más de 20 m, en la otra punta del foso, suficiente distancia como para no poder escuchar las conversaciones que tuvieron lugar; a este respecto hay que mencionar que también estaban presentes como instructores del mencionado curso José María Aguas (Club Buceo La Almunia) y Rafael González (Centro Buceo Zaragoza) a similar distancia que Iván Granado Cubero del lugar de los hechos). Las únicas personas que se encontraban en la conversación eran Rebeca Terradas, la socorrista suplente, Miguel Ángel “Mikel” Orue, Carlos Pueyo y Alfonso Pardo

- La comunicación de expediente disciplinario ponía a ambos federados en una clara situación de indefensión al no reflejar cuáles eran los supuestos hechos que eran motivo de infracción deportiva, cuál era la motivación de la incoación de dichos expedientes, cuáles eran los artículos vulnerados de la Ley 4/1993, de 16 de marzo, del Deporte de Aragón. del Decreto 103/1993, de 7 de septiembre’, regulador del Comité Aragonés de Disciplina Deportiva, o de los estatutos de la FARAS. Tampoco se informaba a los imputados de los mecanismos de defensa a los que tienen derecho, ni se les comunicaba el mecanismo por el cual podían tener acceso al informe que había desencadenado el supuesto inicio del expediente disciplinario para poder iniciar una mínima línea de defensa.

- Que ante el cúmulo de irregularidades de la carta presentada y de la comunicación de la incoación del expediente disciplinario, el presidente del club al que represento, Alfonso Pardo, se negó a firmar y recoger dicha comunicación.

- Que la FARAS no había nombrado en la fecha de presentación de los mencionados expedientes disciplinarios ni un Comité Técnico de árbitros ni un Comité Técnico de la Escuela Regional de Buceo Autónomo, de acuerdo a los artículos 40 a 43 de los estatutos de la federación. Dichos comités, caso de haber existido deberían haber sido comunicados y refrendados públicamente en la asamblea de la FARAS, y comunicados a los clubes y federados; su composición debería estar publicada en el blog de la FARAS. Nada de lo anterior se ha producido.

- Que sepamos en nuestro club, la FARAS no tiene desarrollada una reglamentación que permita cumplir el artículo 49 de los estatutos de la FARAS cuando dice “El funcionamiento y organización de los Comités se determinará reglamentariamente, así como la tipificación de las infracciones y sanciones”. Por lo que en ningún caso se puede imponer como sanción cautelar y provisional la suspensión de licencia federativa (una sanción muy grave desde la óptica del Comité Aragonés de Disciplina Deportiva) de forma unilateral por parte de la junta directiva, sin la posibilidad de recurso o alegaciones de los imputados antes de que surta efecto.

- Tampoco está claro, ante el evidente desconocimiento que tanto los imputados como nuestro club tenemos de la naturaleza de los supuestos hechos constitutivos de la apertura de los expedientes disciplinarios, que estos sean competencia de unos comités técnicos de árbitros o de la EABAD, cuando el asunto que llevó a los dos presidentes a presentarse la mañana del 22 de noviembre de 2014 era la verificación de una supuesta irregularidad en la contratación de personal por parte de la FARAS, y falta de medidas de seguridad seguridad en el foso de buceo.

- Que en el caso de que la FARAS informase ahora que el comité disciplinario estuviese formado por alguna de las siguientes personas: Miguel Ángel “Mikel” Orue, Iván Granados Cubero, Fernando Terradas, o Dionisio Javier Asín, todos ellos deberían renunciar a formar parte de dicho comité para la tramitación de estos casos, por tratarse de partes directamente implicadas en el asunto, y que por sus actuaciones se pone en duda su actuación imparcial en dicho comité.

- Que sin pretender dudar de la inocencia en todo este lamentable incidente de Carlos Pueyo, presidente de Aragón Buceo, resulta absolutamente incomprensible que se haya abierto un expediente disciplinario a Alfonso Pardo por el simple hecho de estar presente como testigo a solicitud de una de las partes en el asunto relatado.

En el momento de publicar este post estamos a la espera de la contestación de la FARAS y la FEDAS al escrito presentado, y en contacto con la Consejería de Deportes de la DGA para informar de la evolución de esta incomprensible cadena de incidentes.

Avisos de protección de responsabilidad:

- Hemos cotejado con diversas fuentes la veracidad de todo lo publicado en este post; no obstante, en el caso de que cualquier información que hemos publicado sea incorrecta no tendremos ningún inconveniente en modificarla o rectificarla de inmediato.

- Publicamos esta información para el conocimiento de todos los ciudadanos, buceadores o no, que tengan interés en las actividades subacuáticas y en el desarrollo seguro y de calidad del deporte federado aragonés.

Posteado por: zco1999 | 1 diciembre 2014

El video del buceo en aguas de Begur

Con más retraso del que hubiesemos querido, pero aquí está por fín el video de una de las inmersiones que los técnicos de ZCO -Fernando, Jorge y Alfonso- realizamos en la costa de Begur el pasado septiembre .

Aunque las hay de distinto nivel, en general se trata de inmersiónes para B2E o superior, debido a las corrientes y al perfil profundo de algunos de los lugares de inmersión.

Como muestra este botón que esperamos que disfrutéis:

Posteado por: zco1999 | 26 noviembre 2014

Filmación de las surgencias subacuáticas del ibón de Baños

Tras muestrear el ibón de Sabocos y realizar la filmación que posteamos hace unos días, nos desplazamos al ibón de Baños a realizar las muestras de la campaña de otoño de 2014.

El muestreo fue rápido y sin incidentes, y puesto que nuestro colega de ZCO Fernando Garcés nos había prestado su GoPro Hero 3, aprovechamos para realizar una inmersión para filmar las surgencias de aguas termales que descubrimos meses atrás, durante el muestreo de verano.

De nuevo hicimos un plano-secuencia que hemos editado convenientemente para la realización del video que mostramos a continuación. Se trata de un interesante documento gráfico que se benefició de una sorprendente transparencia de las aguas y de un día soleado que iluminaba el fondo del ibón.

Esperemos que os guste el resultado.

(Modificado de ELMUNDO.es)

Las regiones polares son remotas y están prácticamente deshabitadas, pero lo que allí ocurre tiene consecuencias para todo el planeta. Por ello, los científicos monitorizan desde hace décadas la evolución del espesor de las capas de hielo y los efectos del progresivo aumento de las temperaturas. Y es que, según advierten los científicos, el deshielo en el Ártico y en la Antártida se traducirá en un aumento del nivel del mar en otras zonas terrestres.

Estudiar la evolución del hielo en ambas regiones es una tarea compleja para la que habitualmente utilizan, sobre todo, imágenes recabadas por satélite o por aviones. Ahora, sin embargo, cuentan con un ágil robot submarino que les está ayudando a investigar la capa de hielo con mucha más precisión.

El vehículo robótico AUV (Autonomous Underwater Vehicle) es conocido como SeaBED (que significa fondo marino) y les ha permitido ya realizar los primeros mapas en tres dimensiones y alta resolución de la cobertura helada de la Antártida.

Un equipo internacional integrado por científicos de Reino Unido, EEUU y Australia presenta esta semana sus primeros mapas en 3D en la revista Nature Geoscience. Según señalan, este robot les ayudará a entender mejor los cambios que se están registrando en las capas de hielo debido al calentamiento global.

Diferencias entre el Ártico y la Antártida

La topografía en 3D realizada desde la parte inferior de la capa de hielo, señalan, les ofrece nueva información sobre su estructura y los procesos que la originaron. Un aspecto que consideran clave para averiguar las diferencias entre las capas de hielo de la Antártida y el Ártico, «dos sistemas climáticos muy distintos», según señala Guy Williams, investigador del Instituto de Estudios Antárticos y Marinos de Australia.

«Ahora tenemos una herramienta con la que podemos mapear la capa de hielo antártico, desde la zona más delgada a la que tiene mayor espesor, lo que nos permite tener una visión completa de ella», explica a este diario Jeremy Wilkinson, científicos de la institución British Antarctic Survey (BAS). «Es como mirar a través de un microscopio», compara el investigador, que afirma que pudieron medir zonas de la capa de hielo con 18 metros de espesor.

«Esta investigación no responde a preguntas como cuál es el espesor es la capa de hielo de la Antártida o si ésta está variando. Sin embargo supone un gran salto para las mediciones rutinarias que hacemos repetidamente, y que necesitamos para ser capaces de responder a esas cuestiones», explica Guy Williams.

De momento, SeaBED se ha usado en dos expediciones antárticas realizadas en 2010 y 2012, ambas durante la primavera austral. La primera se llevó a cabo con el buque RRS James Clark Ross de la British Antarctic Survey y la segunda con el rompehielos australiano RSV Aurora Australis. En total, se mapearon tres lugares de la Península Antártica (Weddell, Bellinghausen y Wilkes Land), topografiando una superficie de 500.000 metros cuadrados. Según Williams, el plan es usar un robot más avanzado en el Ártico en 2015.

Inmersión a 30 metros de profundidad

SeaBED mide dos metros de longitud y pesa unos 200 kilogramos. Es capaz de sumergirse a profundidades de entre 20 y 30 metros y su diseño le permite tener la estabilidad suficiente como para tomar imágenes a baja velocidad, según los investigadores. Así, el robot es capaz de tomar datos desde localizaciones que hasta ahora eran de muy difícil acceso. Según detalla Guy Williams, «su batería tiene una duración de 10 horas aunque por seguridad el tiempo máximo de cada inmersión era de unas ocho horas».

Por lo que respecta a la temperatura a la que trabaja, el investigador explica que «el agua en la Antártida se congela a -1,9ºC, por lo que ese es el límite que el robot soporta cuando está sumergido». «La temperatura externa es mucho más fría, estuvo por debajo de los -25ºC durante una fase de la expedición que hicimos en 2012, y esto supone un reto para el robot cuando es lanzado por primera vez desde el barco al agua. De hecho, el agua es el lugar más cálido en el que trabaja».

Los científicos utilizan varias tecnologías y técnicas para estudiar la capa de hielo. Los satélites miden su espesor desde el espacio, aunque la nieve que cubre el hielo dificulta su labor cuando tratan de interpretar los datos de forma precisa. Por ello, otra técnica es perforar agujeros directamente sobre el hielo. Estos datos se complementan con los recabados durante las observaciones desde los barcos de investigación, que ayudan a obtener una fotografía más completa.

«Lo que hemos descubierto en las áreas mapeadas es que el hielo estaba más deformado, como si estuviera formado por montones de trozos de hielo, y era más espeso de lo que se había visto en otros estudios», señala a través de un mail Ted Maksym, de la Woods Hole Oceanographic Institution (WHOI).

«[AUV SeaBED] ha hecho que veamos la capa de hielo de la Antártida desde una perspectiva distinta. Previamente pensábamos que era relativamente delgada y plana pero estas nuevas mediciones sugieren que sufre un proceso en el que va rompiéndose debido a la acción del viento y las olas, antes de volver a congelarse», explica Wilkinson. «Es importante subrayar que no estamos diciendo que la capa de hielo de la Antártida se esté volviendo más gruesa. Simplemente ahora podemos hacer mediciones de su espesor más precisas gracias a estos robots submarinos».

Posteado por: zco1999 | 24 noviembre 2014

Ein schöner Tag: inmersión en Sabocos

El 21 de noviembre de 2014 hicimos una inmersión de 10 minutos en Sabocos desde la orilla hasta los 22 m de profundidad. Filmamos toda la inmersión en un único plano-secuencia que hemos editado para disminuir el video a unos 4,5 minutos. Es interesante ver los cambios en el bentos conforme aumenta la profundidad, la luminosidad  y la visibilidad. Creemos que es un interesante documento audiovisual para todos aquellos que no han podido sumergirse en un ibón de estas características. Esperemos que lo disfrutéis.

(Modificado de unizar.es)

Según los resultados de sus últimos trabajos el contenido de hexaclorociclohexanos (HCHs) en el agua del ibón de Sabocos aumenta en las muestras de agua recogidas en agosto pasado en relación a las de hace un año.

El documental “Qué está pasando en los ibones”, realizado por la universidad pública aragonesa, a partir de las investigaciones de este equipo, formado por especialistas de los campus universitarios de Huesca y Zaragoza y de la Fundación Boreas, recibió el sábado en La Coruña, la Mención Honorífica del Premio Prismas a la divulgación científica.

Panorámica del ibón de Sabocos.

(Zaragoza/Huesca, 17 de noviembre de 2014) El grupo de investigación sobre los ibones de la Universidad de Zaragoza -que el pasado sábado vió reconocida su labor de divulgación científica a través del vídeo documental en los Premios Prisma en La Coruña- continúa obteniendo datos sobre las sustancias presentes en estos lagos de montaña. Según los resultados de los últimos trabajos de este equipo, formado por especialistas de los campus universitarios de Huesca y Zaragoza y de la Fundación Boreas -que en algunos casos llevan más de 10 años trabajando sobre el impacto humano en estos lagos de montaña- el contenido de hexaclorociclohexanos (HCHs) en el agua del ibón de Sabocos es mayor en las muestras de agua recogidas en agosto pasado que en los obtenidos en las analíticas referidas a ese mismo período del año anterior.

Zoe Santolaria (ZCO) y Javier Lanaja, recogiendo una muestra de agua en la orilla de un ibón.

Los análisis realizados en las últimas semanas confirman este aumento de HCHs en el agua de ese lago del Pirineo aragonés. “Aunque la concentración del isómero gamma -denominado lindano- permanece constante, se observa un aumento de la concentración de otros isómeros como el beta (β-HCH), que triplica su concentración, o el alfa (α-HCH), que la aumenta 10 veces”, señalan los investigadores. “Este resultado es significativo ya que el isómero de α-HCH es el que ha aparecido en mayor cantidad en las analíticas realizadas en el río Gállego durante los períodos de contaminación de estos últimos meses”, precisan. Este compuesto “es también el más abundante en el vertedero de Bailín (Sabiñánigo), pues es el principal subproducto que la empresa Inquinosa obtenía en la fabricación del plaguicida lindano”.

Estos datos parecen confirmar la hipótesis según la cual el origen de los HCHs detectados en las aguas de Sabocos podría ser el área de Sabiñánigo. No obstante, para la confirmación de esta hipótesis el grupo de investigación continuará realizando en los próximos meses nuevos muestreos y análisis en los que se podrá contrastar, valorar y evaluar con mayor precisión la presencia y procedencia de dichos contaminantes en las aguas del ibón, así como comprobar si el traslado de residuos ha podido producir algún tipo de impacto significativo en el lago.

Es importante reseñar, precisan desde el equipo investigador, que no se trata de cantidades que supongan un peligro para la población ya que los niveles detectados están muy por dejado de los límites admisibles incluso en agua potable. No obstante tiene un gran interés desde la perspectiva científica.

Los investigadores preparan el muestreo de agua en el ibón de Sabocos.

Los isómeros de HCH son compuestos orgánicos persistentes y entre sus características está su facilidad para ser transportados por las corrientes de aire. Los ibones, localizados en zonas frías y remotas de alta montaña son ecosistemas especialmente útiles para detectar este tipo de procesos de contaminación difusa ya que debido a la pureza de sus aguas, las mínimas cantidades de compuestos contaminantes de origen antrópico pueden ser detectados mediante las técnicas analíticas adecuadas.

Los datos de esta investigación forman parte de la tesis doctoral de Zoe Santolaria, codirigida por los profesores José S. Urieta y Javier Lanaja, ambos de la Universidad de Zaragoza y cuyo objetivo principal es analizar los ibones como indicadores de los cambios ambientales a gran escala. El grupo de investigación “Ibones” está formado también por los investigadores José María Matesanz, Tomás Arruebo, Carlos Rodríguez-Casals y Alfonso Pardo. Las analíticas se han realizado con la colaboración del Laboratorio de Espectrometría y Compuestos Orgánicos Persistentes (IDAEA-CSIC).

Premio a la divulgación científica

El  Premio Prismas Casa de las Ciencias 2014 -el mayor galardón a la divulgación de la ciencia en España- entregó este sábado, 15 de noviembre, en la Coruña la Mención Honorífica en la categoría video, al  documental “Montañas de agua: ¿qué está pasando en las ibones?”, un cortometraje realizado por la Universidad de Zaragoza a partir de estas investigaciones que los integrantes de este equipo vienen desarrollando desde hace más de diez años. El profesor Alfonso Pardo, coordinador de este trabajo audiovisual, fue el encargado de recibir esta distinción en el acto que tuvo lugar, en aquella jornada, en el ayuntamiento de la capital gallega.

Alfonso Pardo (ZCO) en la entrega de los premios Prismas a la divulgación científica.

El documental, que denuncia la degradación del fondo de algunos ibones del Pirineo, ha sido distinguido entre los 56 presentados con esta mención honorífica por su calidad y originalidad dentro de este premio, convocado en los últimos 27 años por el citado consistorio, a través de Museos Científicos Coruñeses.

El audiovisual, filmado en el ibón de Sabocos, en el Pirineo aragonés, en noviembre de 2010 con la colaboración de la Federación Aragonesa de Actividades Subacuáticas (FARAS), fue producido dentro del II Taller de Guión y Producción del Documental Científico, promovido por la Unidad de Cultura Científica de la Universidad de Zaragoza y financiado por la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (FECYT).

Más información:

Este fin de semana los medios de comunicación aragoneses han puesto su ojo en el trabajo que venimos realizando en Sabocos y otros ibones altoaragoneses desde hace más de una década los investigadores de la Universidad de Zaragoza, de la Fundación Boreas y del club ZCO. El motivo no ha sido otro que la enorme alarma social que ha generado la contaminación de las aguas del río Gállego con lindano, y que está directamente relacionada con los movimientos de tierras que se han pruducido este verano en el vertedero de Bailín.

Tomás Arruebo abre un agujero a través de la banquisa para tomar una

En unas muestras que tomamos en 2011 detectamos trazas de distintos isómeros de HCH y compuestos orgánicos tóxicos  en las aguas del ibón de Sabocos, como parte de la investigación de Zoe Santolaria para su tesis doctoral. La presencia de estos compuestos es debido a un proceso de contaminación difusa en el que el viento aparece como la causa más probable de la difusión de la partículas o vapores contaminantes. Este tipo de compuestos son volátiles y tienden a evaporarse a la atmósfera con el aumento de temperatura, son transportados por las corrientes de aire y al alcanzar áreas de mayor altitud y con baja temperatura del aire, precipitan, contaminando nuevas áreas a mayor distancia del foco. Los ibones, dado que sus aguas apenas tienen elementos disueltos, son lugares especialmente indicados para comprobar este tipo de procesos.

Jorge Burgos a punto de tomar una muestra de agua en Sabocos para analizar su contenido en HCH durante la campaña de primavera de 2014.

Aunque puede haber otras causas, cuando detectamos la presencia de  HCH en las aguas de Sabocos planteamos la hipótesis de que estuviese relacionada con la acumulación de residuos en los vertederos de Sardas y Bailín. El ibón de Sabocos está situado a unos 30 km de Sabiñánigo, donde Inquinosa tenía sus instalaciones, y su altitud supera en más de un kilómetro a la de las antiguas instalaciones de Inquinosa en el Serrablo: 1.905 m por 780 m.

Aprovechando el movimiento de residuos al nuevo vaso del vertedero de Bailin, los investigadores del grupo “Ibones” hemos tomado muestras de las aguas de Sabocos en los meses de mayo, agosto y tenemos previsto un nuevo muestreo en noviembre de 2014. Se trata de analizar el contenido del agua del ibón, antes, durante y después del movimiento de tierras, para comprobar si éste ha tenido alguna incidencia en el contenido de contaminantes orgánicos del ibón. De ser así, se reforzaría sustancialmente la hipótesis del transporte aéreo de HCH hasta zonas más alejadas y a mayor altitud.

Y ahora los medios de comunicación aragoneses se han hecho eco de nuestra callada y constante labor investigadora, realizada con ilusión y profesionalidad a pesar de la práctica ausencia de financiación. Esperemos que este interés mediático se transforme de alguna manera en ayuda económica para continuar nuestros estudios en los ibones.

Localización de Sabocos, y la posible fuente de HCH en Sabiñánigo y el vertedero de Bailín.

Más información:

 

prismas

En efecto, nuestro querido documental por el documental “Montañas de agua: ¿qué está pasando en los ibones?”, galardonado con una Mención Honorífica en la  XXVII convocatoria Prismas “Casa de las Ciencias” a la Divulgación. La ceremonia de entrega de premios tendrá lugar el próximo 15 de noviembre de 2014 en el ayuntamiento de La Coruña.

Este audiovisual ha sido distinguido entre los 56 presentados con esta mención honorífica por su calidad y originalidad dentro del mayor galardón a la divulgación de la ciencia en España, convocado en los últimos 27 años por el Ayuntamiento de A Coruña, a través de Museos Científicos Coruñeses.

Alfonso Pardo (ZCO) es el autor principal de este corto, en el que se denuncia la degradación del fondo de los ibones del Pirineo. El documental fue producido dentro del II Taller de Guión y Producción del Documental Científico, promovido por la Unidad de Cultura Científica de la UZ y financiado por la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (FECYT). El trabajo premiado ahora contó también  con la colaboración de otros investigadores participantes en el taller, como Severino Escolano y Eduardo Aznar. 

El audiovisual fue filmado durante la primera semana de noviembre de 2010 en el ibón de Sabocos, en el Pirineo aragonés, con la colaboración de la Federación Aragonesa de Actividades Subacuáticas (FARAS) y el club ZCO, y contó con la participación de numerosos investigadores (físicos, químicos, ambientólogos, geólogos, geógrafos) de la Universidad de Zaragoza, como Carlos Rodríguez, Tomás Arruebo (ZCO), Zoe Santolaria (ZCO), José María Matesanz (ZCO), Javier Lanaja, José Urieta.
El documental, que en el 2011 quedó finalista en el 2º Festival Internacional de Cine Científico y Ambiental de Doñana (FICCAD

 

Montañas de agua” continua  dándonos un montón de alegrías a todos los que participamos en su producción y realización. Enhorabuena a todos. Además, según fuentes universitarias existen posibilidades de que la universidad de Zaragoza venda los derechos de emisión de nuestro documental a TVE. ¡Estaremos atentos!

Más información:

(Modificado de Fundacion Boreas)

El pasado fin de semana se realizaron los tradicionales muestreos de aguas de los ibones de Truchas y Escalar (situados en la cabecera del valle del Aragón) en la que participaron buceadores de ZCO. En esta ocasión, además, se testó un nuevo protocolo de muestreo de la ictiofauna en el ibón de Truchas.

En la jornada del sábado 27 se realizaron las tomas de muestras de agua en los ibones de Truchas y Escalar, con la ayuda de una bomba peristáltica y una barca inflable. La jornada de campo resultó algo más accidentada que de costumbre.  Uno de los vehículos que transportaba material de trabajo se averió. Tuvimos que hacer una selección del material imprescindible para el muestreo, cargarlo en el segundo vehículo y subir andando hasta el ibón de Escalar. El acceso a estos ibones se realiza por una pista de tierra, con grandes socavones producidos por las tormentas caídas durante el verano. Este contratiempo supuso una demora de más de dos horas en el comienzo de los muestreos.

Una vez tomadas las muestras en el ibón de Escalar, nos dirigimos al ibón de Truchas porteando la balsa hinchada para no perder más tiempo.

Finalizado el muestreo de Truchas, recibimos la buena noticia de que la avería del vehículo no era muy grave y nos iba a permitir volver a Zaragoza, el único inconveniente es que no podía subir hasta el ibón con el resto de material. En ese momento decidimos continuar con el test de muestreo de ictiofauna del ibón de Truchas.

Hora y media después llegaban los equipos de buceo y el resto de material necesario. El tiempo se nos estaba echando encima y había que actuar con rapidez. Teníamos que montar una red, casi de orilla a orilla del ibón, para capturar una muestra de los peces que habitan en este lago y que nos permita caracterizarlos y recoger datos sobre de principales características morfológicas (peso, tamaño,…).

Como ya no quedaban horas de luz suficiente para instalar la red decidimos preparar parte del material para la jornada del domingo. Por ello, dedicamos los últimos momentos de luz para tender un cable de orilla a orilla del ibón sobre el cual, al día siguiente, íbamos a extender la red con ayuda de la barca.

Por la noche planificamos todo lo que íbamos a realizar en la jornada del día siguiente. Afortunadamente, Javier Lanaja consiguió la colaboración de Pedro Alierta, quien se ofreció a subir todo el material hasta la orilla del ibón en un vehículo todoterreno.

La jornada del domingo 28 comenzaba con un cielo completamente cubierto de unas amenazadoras nubes de tormenta. Nuestra única esperanza era la incorporación de Pedro Alierta, que con su todoterreno nos iba a facilitar el acceso y la subida de todo el material hasta el ibón de Truchas.

Cuando llegamos a la estación de esquí de Astún, donde trasladamos todo el material al todoterreno, comenzó a llover. Una vez en el ibón, la lluvia y el viento frio no eran presagio de una apacible jornada de trabajo. Además, las tareas a las que nos enfrentábamos eran completamente nuevas para nosotros. En superficie teníamos que desplegar una red de 30 metros de largo y 1,5 de calado, mientras los dos buceadores tenían que hacer una batida para intentar dirigir los peces hacia la red.

Una vez montada la red, esperamos 30 minutos antes de que los buceadores hicieran su batida subacuática, para lo que emplearon sopladores conectados a sus botellas para producir más burbujas que ayudaran a espantar a los peces hacia la red. La visibilidad bajo el agua no era superior a 1,5 m y los dos buceadores, unidos por un cabo de 5 m, tuvieron que navegar guiándose con una brújula.

Como experiencia fue muy gratificante desde el punto de vista humano, no así desde el punto de vista de los resultados científicos, ya que no conseguimos capturan ningún ejemplar, aunque sí que pudimos testar el método de trabajo.

Una vez más queremos mostrar nuestro agradecimiento a la estación de esquí de Astún por su apoyo y, en esta ocasión, en especial a Pedro Alierta, que sin su inestimable colaboración hubiera sido imposible realizar los trabajos de la segunda jornada.

 

Older Posts »

Categorías

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 33 seguidores